Encuéntranos en Google+.

Como organizar un rol en vivo - Tramas

Hoy hablaremos de uno de los puntos principales a la hora de preparar una partida de rol en vivo: las tramas.

TRAMAS

Una de las partes más importantes de una partida son las tramas que se desarrollan durante la misma. Las tramas son el motor de la partida y, probablemente su preparación sea una de las partes que más tiempo nos lleve.

No creo que exista un sistema único para organizar y desarrollar las tramas de una partida, pero sí que hay algunos trucos que nos pueden ayudar.

Una forma de organizar las tramas de una partida es crear una gran trama que englobe a todos los personajes y en la que todos tengan algo que decir; luego crear diversas subtramas que engloben a grupos más pequeños y, finalmente, crear otra serie de subtramas más personales o que atañan a uno o dos personajes. De esta forma daremos un amplio abanico de posibilidades a los jugadores para que desarrollen unas u otras según sus preferencias, las dificultades que encuentren, etc… Por ejemplo en el rol en vivo de Vampiro: la mascarada que hice hace algunos años (Anarkas: fuego a tope) los personajes tenían por un lado una trama general que les afectaba a todos (decidir quienes serían los gobernantes de la ciudad), por otro lado las diversas bandas tenían subtramas de grupo (eliminar a otra banda, encontrar al asesino de su líder, mejorar su posición entre los anarquistas…) y cada personaje tenía una o más tramas personales (encontrar a un chiquillo descarriado, vengar una afrenta, reclutar a alguien para su bando…)

Además, el crear tramas a diferentes niveles permite que los personajes se relacionen con más de un grupo. Por ejemplo si en su trama de grupo un personaje tiene que relacionarse con el resto de su grupo lo ideal es que su trama personal no tenga que ver con ellos sino con personajes de otros grupos. Así si una de las tramas falla porque los jugadores implicados no quieren seguirla, deciden acapararla y no permitir que otros colaboren o sucede cualquier otro problemilla, el jugador podrá dedicarse a otras tramas que sean de su interés.

Este sistema resulta útil, entre otros motivos, porque permite que si una trama se estanca o resulta imposible de seguir (alguno de los personajes implicados finalmente no asiste a la partida, alguien oculta una información que debería compartir…) el jugador sigue teniendo otras tramas que seguir y no queda bloqueado. Además permite que todos los jugadores interactúen con todo el mundo y no con otro grupo cerrado de personajes. Otro beneficio de las tramas por grupos es que si falla gente que se haya comprometido a asistir (como nos pasó en Anarkas: Fuego a tope) la partida sigue pudiendo funcionar porque otros miembros de las bandas se pudieron hacer cargo de algunas de las tramas de los personajes que faltaban.

Otra forma de crear tramas que a mí me gusta mucho son las “de culebrón”. Creo que un ejemplo explicará a qué me refiero: A está casado con B y le pone los cuernos con C, que a su vez está casada con D. Y D por su parte quiere divorciarse de C para casarse con E que es la hermana gemela de B pero cuando se decide a declararse a E resulta que se equivoca y se lo dice a B. ¿Se entiende, no?

Este tipo de tramas suelen resultar muy divertidas y, personalmente las encuentro muy fáciles de crear. Únicamente tienes que plantearte quien está con quien oficialmente y luego enredarlos a todos! En el ejemplo que he puesto se trataría de una trama “sentimental” pero sirve igual para trazar relaciones de amistad/enemistad, o para crear una trama de secretos, espionaje, etc…
Obviamente estas tramas son ideales como tramas personales o para un grupo pequeño y no como tramas generales, aunque si se usan con generosidad pueden llegar a crear una partida por si solas.

Por ejemplo en la partida de Cluedo que organizamos en el club hace algún tiempo y que luego repetimos en las jornadas Barnalúdica, los líos amorosos constituían una de las piezas angulares de la partida dado que el personaje que muere ha tenido líos con varios personajes más y hay parejas que lo saben, periodistas en busca de noticias, antiguas amantes despechadas… todo tipo de gente que puede ser el culpable del asesinato.

Otra partida donde usamos este tipo de tramas con abundancia fue la Fiesta en la embajada de Banania. En este caso además de tramas “amorosas” utilizamos muchos equívocos relacionados con secretos y espionaje para enredar las diferentes tramas también con muy buen resultado.

Resumen

- Crea diversos niveles de trama (general, por grupos, personales…)
- Haz que las diferentes tramas de un personaje impliquen a diferentes grupos de personajes.
- Es mejor crear muchas tramas pequeñas que una gran trama
- Utiliza las tramas “de culebrón” para generar muchas pequeñas tramas personales


Podéis ver el resto de artículos publicados hasta el momento en los siguientes links:
  1. Tipos de roles en vivo
  2. Sistema de juego
  3. Personajes
  4. Tramas.
  5. Masters.